Contáctanos: 91 816 23 22 | info@colegioarcadia.es

¿TIENES GRIPE?

LA GRIPE ES UNA ENFERMEDAD RESPIRATORIA MUY CONTAGIOSA

Los síntomas son similares a un catarro (es frecuente que la gente interprete como “gripe” un “catarro fuerte”) aunque cambian según la edad:

  • desde una fiebre sin foco aparente en un lactante,
  • o una fiebre alta con malestar, tos, vómitos y diarrea en un niño de 2 años,
  • hasta, desde de los 6-7 años, síntomas similares a los de un adulto, con inicio súbito de malestar, debilidad, fiebre alta, escalofríos, dolor muscular, de cabeza y de garganta, con la mucosa faríngea enrojecida, congestión nasal (mocos) y tos.

La mayoría se cura en 7-10 días, pero en personas de edad avanzada o que tienen especial riesgo puede complicarse con cuadros más graves.

Se contagia de persona a persona, a través de las diminutas gotitas de saliva que eliminan los afectados al hablar, toser, estornudar, al besarnos o tocarnos con las manos (a veces cargadas de virus).

La lista es larga.

Puedes consultarla con detalle en este enlace de la Asociación Española de Pediatría e incluye también a los familiares que conviven con pacientes de riesgo, a las embarazadas (en cualquier trimestre del embarazo) y a los profesionales sanitarios (yo ya me he vacunado; es un ejercicio de responsabilidad individual y colectiva).

Además, el Comité Asesor de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría considera que:

“la vacunación antigripal de los niños mayores de 6 meses no incluidos en grupo de riesgo, si sus padres lo solicitan y su pediatra lo considera conveniente, es una medida recomendable dada la elevada tasa de complicaciones asociadas a la gripe en los más pequeños”.

Y, en caso de duda, como siempre, consulta a tu médico o pediatra.
Dr. Tomás Rodelgo Cambronero.

Si te contagian el virus la única medida para prevenir el desarrollo de la enfermedad es estar vacunado.

Como cada otoño nos encontramos en plena campaña de vacunación antigripal.

¿Quién debe vacunarse?

  • Todos los mayores de 60 años.
  • Todos los menores de 60 años (y mayores de 6 meses) que tengan “factores de riesgo” (enfermedades respiratorias como asma o bronquiolitis de repetición, enfermedades crónicas del corazón o del riñón o del hígado o enfermedad inflamatoria intestinal o alguna inmunodeficiencia

Para prevenir el contagio pon en práctica estos dos consejos:

Cuando estornudes o cuando tosas, “pon el codo” en lugar de las manos.

“Lava tus manos” (y las de tus hijos) con frecuencia, para eliminar los virus que van captando.

Se administra pinchada en el muslo o en el brazo y debe administrarse todos los años, pues los virus cambian y hay que adaptar la vacuna cada año (la OMS decide qué cepas deben incluirse en función de las detectadas).

Son muy seguras.

El efecto adverso más frecuente es la reacción local, con enrojecimiento y dolor en la zona de la inyección.

También puede aparecer fiebre y malestar, pero siempre serán mucho menores que si padeces la enfermedad.

Para ampliar esta información te sugiero, además de los enlaces previos:

 

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*